Cine

Reseña: Búsqueda Implacable 2 (Taken 2)

50% Mas Busqueda, 100% Menos Placable.

Taken 2, secuela de la película 2008 Taken o Búsqueda Implacable sale este 5 de octubre, pero gracias a nuestros amigos de “La Lata” tuve la oportunidad de asistir a una proyección privada de esta película en las oficinas de Fox Entertainment en México y déjenme decirles algo: Búsqueda Implacable 2 es una película excelente pero palidece cuando la comparas con la original.

El argumento es simple, 3 años después de que Bryan Mills (Liam Neeson), un ex-agente de la CIA buscara, encontrara y matará a un grupo de mafiosos que secuestraron  a su hija; los familiares de estos buscarán, atraparán y tratarán de matar a Mills, pero como  muy correctamente dice el tagline de la película “querían venganza pero se metieron con el tipo equivocado”. Para hacer las cosas peor, la familia de Mills también está en riesgo, por lo que es más alto el nivel de peligro en esta entrega. El guión es sólido pero no un punto fuerte, logra establecer motivaciones y acciones pero pierde mucho tiempo estableciendo las vidas de los personajes después de la primera entrega, también trata de entrar en una zona gris de “quién realmente es el malo” lo cual no logra concretar y el final es más abierto que en la primera entrega, aunque la confrontación final tiene una sorpresa bastante refrescante de las demás películas de acción genéricas.

Luc Besson, conocido  por El Quinto Elemento y la trilogía de El Transportador, escribió el guion y es productor en esta película por lo que su estilo muy particular se hace notar en la acción, hay persecuciones de autos, unas cuantas explosiones, disparos y peleas a puño limpio, pero nada con lo que no pueda lidiar nuestro personaje principal; Mills no es solo “un agente secreto”, su set de habilidades que ha adquirido a través de los años dejan a Bourne, Bond, Fisher o a cualquier Snake como novatos.

Inevitablemente  el mayor problema de la película es que se debe comparar con la original y debo confesar que soy un fanboy gigante de la primera película, tiene acción, comentario social, un FATALITY y el ritmo de la película es muy diferente a la típica película de acción, hay momentos de  “calma” y te tiene en el borde del asiento hasta el último momento; la secuela rescata varios elementos muy buenos de la primera pero no llega a ese nivel de entretenimiento, en aspectos como actuación,  en la primera película la desesperación del personaje de Neeson es palpable y el publico realmente se identifica con él y sus problemas, mientras que aquí fuerzan mucho su relación con su familia.

Como un comentario antes de terminar, una cosa muy buena de que fuera una proyección privada es que podías escuchar todos los comentarios del público, así que podías escuchar los gritos de emoción, las risas y hasta los ¡¡UHHH!!  en una conversación con el antagonista principal, por lo que la experiencia fue muy agradable así que con amigos esta película se disfruta más.

Una de sus múltiples habilidades, Mills puede ordenar una pizza mientras le dispara a la gente

Búsqueda Implacable es la superior, pero no significa que su secuela sea mala, por decir algo, imaginen que Taken original es Ocarina of Time y la 2 es Majora’s Mask, buena por sus propios meritos pero no tan memorable.

Les dejo el trailer en caso de que aún no lo hayan visto.

http://www.youtube.com/watch?v=H-mhEynAEd4